Los efectos del rock y el deporte

De todos es sabido la importancia que tiene la música en el deporte , sino que se lo digan a Guardiola en sus momentos de entrenador con el ...

De todos es sabido la importancia que tiene la música en el deporte, sino que se lo digan a Guardiola en sus momentos de entrenador con el F.C. Barcelona donde en sus entrenamientos ponía la audición de la banda británica Coldplay. Está totalmente comprobado que al ejercitarse con la música adecuada los resultados y el rendimiento del deportista siempre aumentarán.

Rod Stewart y su canción de 1977 "You´re In My Heart" haciendo referencia el artista a su amor por el club de fútbol los Celtic de Glasgow, es otro ejemplo del poder entre deporte y rock. Se ha convertido en un himno para los hinchas del club esta canción.

Rod Stewart y su afición al fútbol

Temas como Survivor "Eye Of The Tiger", Bruce Springsteen "Born To Run", James Brown "I Feel Good", Van Halen "Jump", son muestras de su fuerza pero si tenemos que destacar a uno sobre los demás hablaremos de Bon Jovi y su "Livin´On A Prayer".

Los efectos que produjo esta canción en el año 2009, durante el transcurso de un encuentro de la Nba que se disputaba en la cancha de los Boston Celtics fue increíble.

Todo ocurrió en uno de los descansos, momento que se aprovecha para dar protagonismo a los aficionados gracias a las cámaras que reflejan en el marcador la simpatía del público.

Lo que nadie se esperaba era la actuación tan apoteósica de uno de los asistentes al encuentro que bailaría la pieza como nadie se suele atrever. Su nombre Jeremy Fry con su apariencia de Harry Potter lo da todo, marcándose un playback de Bon Jovi como pocos lo pueden hacer.

Juzguen ustedes mismo con el video:


Artículos Relacionados

Rod Stewart 672957433294123715

Publicar un comentario

emo-but-icon

Las 5 muertes más terroríficas en el rock and roll

item